Laguna Triángulo PN Alerce Andino

Una colaboradora de revista Enfoque se encuentra haciendo el tramo que comprende los 17 parques nacionales que conforman la Ruta de los Parques de la Patagonia, desde Puerto Montt hasta el Cabo de Hornos. Cómo ir, dónde ir, qué hacer y todo lo que necesitas saber de su primera parada: el Parque Nacional Alerce Andino.

 

Cada una de las regiones de nuestro país aloja un número de zonas protegids, creadas para incentivar la protección y el cuidado de la biodiversidad propia.  Denominadas también como “Parques de Conservación”, pueden ser visitados por todos. En algunos casos son gratuitos y en otros, la entrada varía entre los $1000 y $6000. Se puede permanecer entre las 9 am y las 18 horas aprox, para quienes no pernoctan dentro del lugar.

Llevo un par de semanas recorriendo los Parques Nacionales del sur de Chile y mucha gente me recomendó el Parque Alerce Andino, en la región de Los Lagos, por lo que me entusiasmé a conocerlo. Fue una hermosa experiencia, por lo que les comparto una pequeña bitácora sobre mi visita, que espero les sirva para que se animen a conocerlo.

Para iniciar mi travesía por la Ruta de los Parques, llegué hasta Puerto Montt, donde a eso de las 9 am, tomé un bus que va por la Carretera Austral en dirección a Caleta la Arena, por $2000. Al subir debes pedirle al chofer que te deje en la intersección para la entrada al Parque, a 40 km de Puerto Montt.

A unos 50-60 minutos del terminal se llega al cruce, donde comienza un camino de tierra de 7 km, por el cual puedes ir a pie, pero siempre pasan autos que van hasta la entrada. Recomiendo ir caminando y hacer la vuelta a pie, pues el camino es realmente espectacular.

Alerce abuelo
Alerce abuelo + de 2000 años

Desde Puerto Montt a Cabo de Hornos, 17 Parques albergan más de 2.800 km de longitud y más de 11,5 millones de hectáreas.

 

Hay gente que ofrece a los turistas llevarte en auto, por unos $2.000. Pero creo que no es buena opción, porque están pasando siempre autos que te llevan a “dedo” y si no, la opción de caminar no es mala. El presupuesto de mochilero es acotado, para gastar $2.000 por 7 km. Más que mal, vinimos a caminar, ¿no?.

Lo más probable es que si revisan la proyección meteorológica antes de visitar el lugar, nunca aparezca el clima ideal. Lo que les recomiendo es que vayan de todas maneras. El clima es siempre muy versátil y cambiante, por lo que lo inesperado siempre pasa, solo no hay que perder la fe.

Con un poco de lluvia también se puede experimentar la esencia del lugar, con bastante humedad, barro, una selva chilena. En la puerta del lugar, te atenderán los Guarda Parques de Conaf, quienes te indican cómo hacer las rutas, cuánto demoran, y si es que hay algún camino cerrado por clima. También te cobrarán los $2000 de entrada.

 

 

El Parque Alerce Andino es una selva húmeda, que pertenece a la Reserva de la Biósfera Bosques Templados Lluviosos de los Andes Australes. En el lugar, hay varios sectores y miradores donde puedes detenerte a tomar fotos y también a contemplar el gran río Chaica, que va con gran caudal, a la derecha del sendero.

En general, no va mucha gente en el camino. Durante mi recorrido me encontré a unas 10 personas, pero en distintos momentos de la ruta, no vas con alguien al lado todo el tiempo. Esto es ideal, ya que así puedes sumergirte en la naturaleza y ser un testigo de cómo funciona normalmente la biodiversidad que habita.

Cuando llevas una hora aproximadamente caminando, entre un montón de Arrayanes, Alerces y Canelos (entre otros), se puede escuchar un fuerte y constante golpazo de agua, por lo que te recomiendo que te prepares para ver un espectáculo natural.  A mí me pilló por sorpresa, pero me encontré frente a frente con tremendo salto de agua, con una energía increíble, el Salto Chaica, que se impone en plena ruta.

 

El Parque Nacional Alerce Andino cuenta con 39225 hectáreas extendidas sobre un terreno montañoso desde el Seno de Reloncaví hasta en Lago Chapo.

Continuando el sendero, te encuentras con unas grandes escaleras, que te llevan al siguiente atractivo del lugar, todo con la señalética correspondiente. En general está bien indicado, es muy difícil salirse de la ruta o perderse, por esto último, creo que se puede ir con niños y grupos grandes.

El camino está lleno de rincones con “bosques encantados”.  Enredaderas naturales de árboles antiguos, que han ido cayendo, y que junto al musgo que se expande y las raíces, han ido creando un enredo de lianas que se ve fantástico, la selva húmeda de las que les hablaba.

El protagonista de la ruta, sin duda es el gran Alerce en medio del Parque. El árbol tiene 3.000 años y es considerado uno de los más antiguos de Sudamérica. No te resistas a abrazarlo, es un abuelo de unos 50 metros y cuatro metros de diámetro.

El Alerce o Lahúan en Mapudungun, es una especie nativa de nuestro país y de la región en general, es conocido también como Alerce Patagón y crece un milímetro aproximado al año, es maravilloso verlos por todo el parque entre los cerros y senderos.

El Parque cuenta con unas 20.000 hectáreas de bosque milenario, donde estos árboles son gigantes antiguos que han crecido lentamente y guardan sabiduría de las entrañas de la Tierra. Y este en especial, siendo uno de los más abuelos de nuestro continente, de seguro tiene increíbles experiencias vividas.

La temporada recomendada para visitar el lugar es entre noviembre y abril.  Ahora, ir en otro momento del año también tiene atractivos, según me contaron: la poca gente y el silencio facilita el avistamiento de aves que suelen esconderse ante la presencia de humanos. Tuve la hermosa experiencia de ver y escuchar a dos carpinteros, uno macho y otro hembra, en una postal difícil de olvidar.

Los Parques Nacionales de Conservación de Chile, son un verdadero lujo. Recorrido a diario por cientos de turistas extranjeros que viajan a nuestro país para encantarse de cada rincón de nuestra geografía, que como sabemos es tremendamente variada y exótica.

Recorrer estos lugares es abrirte una perspectiva nueva sobre nuestro país. Es experimentar en carne propia la indómita naturaleza chilena, y la majestuosidad de su belleza.

Motivarse con la Ruta de Los Parques de la Patagonia, recién inaugurada, es una buena idea. Desde Puerto Montt a Cabo de Hornos, 17 Parques albergan más de 2.800 km de longitud y más de 11,5 millones de hectáreas.

La principal recomendación es: ¡aprovecha nuestro país!, recorrer los parques de conservación es una buena forma de conocer la belleza de Chile. Lugares que guardan toda la esencia natural como en un cofre, esperando que cada uno vaya a encontrar ahí los más lindos tesoros.

 

 

Total
225
Compartido

Inscríbete a nuestro newsletter

Recibe semanalmente nuestra última edición + beneficios

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*